Un peluche redentor

Esperando la Segunda Venida...

Hay algo que me aterra de esta imagen. Quizás sea el hecho de que simboliza una infancia crucificada: de la que renegamos, a la que repudiamos y matamos por miedo a no entender quienes fuimos. A no entender por qué un día quisimos ser astronautas o profesoras. Quizás lo que me de miedo sea la pared blanca y desconchada, propia de los edificios viejos, en los que habitaron personas con sus particulares calvarios. Quizás lo que me asuste sea su media sonrisa burlona, que se ríe de los vanos intentos por martirizar tiernos y felices recuerdos que llevamos dentro. Quizás lo que me aterre al fin y al cabo, sea descubrir, que a lo que se referían por la Segunda Venida fuera esto: recuerdos de tiempos mejores clavados en una cruz.

Anuncios

2 pensamientos en “Un peluche redentor

  1. Algo habra hecho el puto raton!!! xDDD

    Joder, pues de primeras miedo no da, pero te paras a ver las sensaciones que te produce verlo y si, te da pavor.

    Como siempre, otra entrada genial ^^

    Un abrazo hermano 🙂

  2. A mi me parece que puede interpretarse como aquello que debemos crucificar para seguir adelante. Hizo falta matar a cristo para que avanzase la historia de alguna forma, igual que crucificamos a Disney ahora que tenemos 20 años para poder tener nuestras opiniones maduras.

    Un saludo, tío.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s